En este post te voy a contar la historia de un clásico de Londres: el subte de Londres, también conocido como el underground o el tube. El subte es uno de los medios de transporte más populares para locales y turistas. Este transporte no sólo te lleva a todos lados sino que además tiene una frase icónica que ya es parte del ADN de Londres: mind the gap.

Este post también lo podes escuchar en mi podcast:

Un poco de historia

subte de Londres

Para entender el surgimiento del subte es necesario que nos situemos en la época de la Revolución Industrial, cuando la gente desde el campo se empezó a mudar a las ciudades en busca de mejores condiciones laborales. Las ciudades se empezaron a superpoblar y Londres no fue la excepción. Llegó a crecer tanto que hacia mediados del siglo XIX las autoridades se plantearon la construcción de distintos accesos subterráneos para conectar la periferia con el centro de la ciudad.

En la Gran Exposición de 1851 se materializó el proyecto con la construcción de la primera línea, conocida como la North Metropolitan Railway. El avance de la tecnología posibilitó el uso de trenes eléctricos en vez de a vapor, y esto ayudó mucho a que creciera el subte. Tal es así que en 1905 la gran mayoría de las vías fueron electrificadas. 

En sus inicios el subte estaba manejado por 6 empresas, lo que generaba muchos problemas en los pasajeros porque algunas líneas no tenían combinación bajo tierra, así que tenían que salir y volver a entrar. Esto fue cambiando con los años hasta que se fundó la Underground Electric Railways of London Company en 1902.

El subte hoy

El organismo que hoy maneja los subtes se llama Transport For London, y fue creado en el año 2000 como una evolución de la London Regional Transport, pero recién en el 2003 se hizo cargo del subte.

La línea de subte más antigua es la Metropolitan Line, que fue inaugurada en 1863. Por otro lado, la línea de subte más nueva será la Elizabeth Line, que aún no tiene fecha de inauguración pero está esperando su momento.

A partir del año 2015 opera el servicio Night Tube los fines de semana, y esto significa que las líneas Centra, Jubilee, Northern, Piccadilly y Victoria funcionan las 24 horas durante esos días.

¿Por qué se le dice ‘Tube’?

Se lo conoce como el tube debido a la forma en la que están construidos sus túneles, pero técnicamente no todo el subte debería llamarse así ya que no todos los túneles están hechos de la misma manera. De todas formas, es un apodo que ya quedó sin importar de dónde viene.

¿Cómo se paga el subte?

Imagen: Londonist

Como Londres está organizada por zonas como si fuera una cebolla, el precio del boleto de subte varía según desde qué zona y hasta qué zona de la ciudad vayas. Para tomar el subte tenés que ingresar por los molinetes apoyando la tarjeta Oyster (que es como nuestra SUBE), y al salir la volves a apoyar para que cobre el viaje.

La tarjeta Oyster es una tarjeta recargable que se compra por 5 libras, que podes recuperar al final del viaje si la devolves en una boletería. También podes recuperar el dinero remanente, siempre y cuando el importe sea menor a 10 libras. La carga de la Oyster se puede hacer en boletería o mediante unas máquinas, tanto con tarjeta de crédito como con efectivo.

Otra forma de pagar el subte es con una tarjeta contact less, que funciona igual que la tarjeta Oyster pero que no necesita recarga porque depende de tu límite. Y si viajas con la tarjeta London Pass podes acceder a beneficios para el transporte, fijate en este post donde hablo un poco más sobre esta tarjeta.

Ir a cualquier lugar bajo tierra… o no

El subte de Londres llega a todos lados, desde el centro de la ciudad hasta lugares bastante alejados que antes quedaban en las afueras, pero que por el avance poblacional ahora están dentro de los límites de Gran Londres.

Algo curioso del subte es que buena parte de los tramos que recorre no son bajo tierra, sino que están a nivel de la superficie. Hay otro servicio que se llama Overground, pero no es lo mismo que el subte y el roundel (el signo redondo) es naranja con azul en vez de rojo con azul.

Características del subte

El cambio constante es una de las características principales del subte, es por eso que hoy en día vas a ver que muchas estaciones fueron cambiadas de lugar, fusionadas con otras, algunas han caído en desuso y son locaciones para series y películas, y otras han sido totalmente renovadas con tecnología actual.

A diferencia del subte de París, el de Londres es bastante amigable con los pasajeros con movilidad reducida. Si bien es cierto que no todas las estaciones cuentan con escaleras mecánicas o ascensores, las más importantes tienen estas facilidades y eso hace que viajar en subte sea una posibilidad para todos.

Los héroes sin capa 

Cuando vos no podes con las cosas que tenés encima es muy probable que alguien te ayude. En 2014 cuando fui por primera vez sola, tenía que mudarme de alojamiento y estaba tratando de combinar de subte con una valija grande, un bolso mediano, la mochila cargadísima y una bolsa de tela también llena. Yo iba despacito y un chico tiró sus cosas al suelo, me bajó todo mi equipaje y se fue. 

No te voy a negar que un poco me asusté porque pensé que me estaban robando, pero ¿cómo me iba a robar alguien que dejaba tirado su morral con su billetera y sus lentes para bajarme las cosas? Ese fue un héroe sin capa de esos que abundan en Londres, con la amabilidad inglesa que no me dio la chance ni de darle las gracias.

Historias truculentas del subte

un anden del subte de Londres

También te quiero contar el costado tenebroso del subte, que lo tiene y es bastante amplio. ¿Sabías que existen estaciones fantasma? Se llaman así porque dejaron de usarse por distintos motivos, pero algunas también se dice que tienen fantasmas.

Aldagate

Una de las estaciones con espíritus chocarreros es Aldgate, ubicada en el barrio de Whitechapel e inaugurada en 1876. Fue construida sobre una fosa común que data de la plaga de peste negra que tuvo Londres en el siglo XVII. La estación luego sufrió daños muy graves a causa de los bombardeos alemanes durante la Segunda Guerra Mundial.

Y con toda esa historia de fondo, es lógico que haya más de un alma que no pasó al otro lado. Cuenta la leyenda que hace algunos años, un electricista que trabajaba en los túneles recibió una descarga eléctrica tan fuerte que podría haberlo matado, pero no lo hizo. Cuando se recuperó sus compañeros de trabajo juraron que justo antes del incidente habían visto una figura casi transparente de una anciana de pie a su lado acariciándole suavemente el pelo. También hay mucha gente que dice escuchar pasos fantasmales y ver sombras extrañas dentro de los túneles. 

Aldwych

Otra estación en desuso es Aldwych, que pertenece a la línea Piccadilly. Fue inaugurada en 1907 como estación Strand y rebautizada como Aldwych en 1917. Los túneles que conectaban esta estación con la de Holborn fueron usados como refugios antiaéreos y almacenes de tesoros nacionales del Museo Británico. Después de la guerra reabrió, pero se cerró para siempre el 30 de septiembre de 1994 cuando se dieron cuenta de que el costo de renovación de los ascensores no era redituable.

Y como la estación formó parte importante de la historia, también tiene su leyenda. Según dicen, las almas de muchos londinenses que murieron durante las dos Guerras Mundiales andan vagando por los túneles de Aldwych, el único lugar seguro que conocieron en Londres en esa época. Hay quienes aseguran que han podido ver siluetas humanas con ropa de principio de siglo deambulando cerca de la estación. 

Bank y Monument

Para terminar, te cuento la más truculenta. La estaciones Bank y Monument están interconectadas y abarcan toda la longitud de la calle King William, con un túnel peatonal que las une. El 11 de enero de 1941 murieron 50 personas y alrededor de 70 resultaron heridas a consecuencia del impacto directo de una bomba alemana.

Hay gente que dice que en las noches más frías se pueden escuchar fuertes ruidos en el túnel, con gritos desgarradores de los fantasmas de las víctimas de ese bombardeo que aún están en la estación. Es más, hay algunos que dicen haber visto sombras que se desvanecen a los pocos segundos.

Black nun

Y no conformes con estos fantasmas, también está Sarah, la hermana de Phillip Whitehead, un cajero del Banco de Inglaterra que fue detenido por falsificar cheques. Tuvo su juicio y lo ahorcaron en 1811. Esto volvió loca a Sarah, que iba todos los días al Banco vestida de negro con la esperanza de encontrar a su hermano. Algunos la apodan la monja de negro “Black nun”, y todavía se la puede ver vagando por la zona del banco y en los andenes y pasillos de la estación de subte Bank. Hay quienes dicen que a veces pasar por esa estación provoca un gran sentimiento de tristeza, ansiedad o desesperanza. 

Hay muchas más historias espeluznantes, acá sólo te conté algunas para que veas que el subte no es todo risas, sino que también tiene un lado B.

Datos curiosos del subte

Pero volviendo a lo bueno, viajar en subte es toda una experiencia. En 1924 nació el primer bebé en el subte y a la nena la llamaron Thelma Ursula Beatrice Eleanor. Juntá las iniciales y fijate cómo se llama en verdad. Otra que las gemelas Mara y Dona.

Frank Pick fue el diseñador de todas las piezas gráficas del subte, incluido el roundel (círculo rojo con el nombre Underground en azul que va cambiando según la estación). Y Harry Charles Beck fue quien diseñó el actual mapa del subte, organizando las líneas según los colores y sin tener en cuenta las distancias reales sino simbólicas entre las estaciones, para que visualmente sea más comprensible.

Mapa del subte de Londres
Fuente: Pinterest

Finalmente, la próxima que te subas al subte prestá atención a la tela del tapizado, también conocida como moquette, con el diseño Barman de 2011. Este diseño pertenece a Christian Barman, quien encargó las primeras moquetas para el subte de Londres en 1936 y ahora tienen en su estampa 4 de las atracciones más famosas de la ciudad.

Barman moquette subte de Londres
Imagen: Wikimedia

Bonus track

Si te interesa conocer más sobre el subte de Londres, te recomiendo ver la lista de reproducción de Londonist en YouTube donde cuentan los Secretos del Underground.

Y si extrañas los anuncios del subte, te dejo un video para que puedas escuchar los de cada una de las líneas:

Si te gusta lo que hago, acordate que podes invitarme un cafecito para poder seguir creando contenido especialmente para vos:

Invitame un café en cafecito.app
Si te gusta lo que hago, podes colaborar conmigo por el importe de un café

¿Te quedaste con ganas de más?

Suscribite al blog para recibir más info sobre Londres directo en tu casilla de correo.



4 respuestas a “El subte de Londres”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *